Noticias

Candidatos a presidencia de Ecuador coinciden en defensa del ambiente en actos de campaña en zonas indígenas

El economista de izquierda Andrés Arauz y el exbanquero de derecha Guillermo Lasso, candidatos a la presidencia de Ecuador, coincidieron este sábado en la defensa del medio ambiente al hablar ante grupos indígenas de cara al balotaje del 11 de abril.

Arauz, delfín del exmandatario Rafael Correa (2007-2017), estuvo en Cayambe (norte) y ante medios locales dijo “entender que los graves problemas del medio ambiente son a nivel planetario”, según publicó en un comunicado.

El presidenciable de 36 años, que ganó la primera vuelta con 32,72% de los sufragios, subrayó que “no es culpa del Ecuador el cambio climático, sino de los países ricos del mundo”.

Agregó que en su posible gobierno optará por “negociaciones internacionales para que ellos asuman su responsabilidad”.

Arauz considera que su país puede apoyar los esfuerzos en esa materia con “la reducción de la emisión de gases de combustibles fósiles” y “utilizando la energía eléctrica para el desarrollo”.

En la comunidad de Cangahua, el aspirante se reunió con medio millar de personas, la mayoría representantes del pueblo kayambi.

Lasso, de 65 años, visitó provincias amazónicas. En Sucumbíos, frontera con Colombia, habló de “crear políticas públicas” para proteger a las comunidades indígenas y a la naturaleza, conforme publicó en Twitter.

El derechista, que sumó inicialmente un 19,74% de apoyo electoral, también estuvo en Orellana, limítrofe con Perú.

Según fotografías publicadas en las redes sociales del candidato, Lasso apareció con el rostro pintado como se identifican los indígenas amazónicos, luciendo un penacho de plumas y collares.

Los aspirantes buscan adhesiones entre sectores indígenas luego de que el líder de origen kañari Yaku Pérez, de 52 años, quedara tercero, con 19,39%.

Su partido Pachakutik, brazo político de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), impulsa el voto nulo en la segunda vuelta.

El movimiento indígena encabezó protestas contra el gobierno en octubre de 2019, que dejaron once muertos y más de 1.300 heridos. También participaron en revueltas populares que derrocaron a tres presidentes entre 1997 y 2005.

Unos 13,1 millones de electores están llamados a las urnas para elegir al sucesor del impopular mandatario Lenín Moreno, cuyo período de cuatro años concluirá el 24 de mayo.

dsl/dg

Fuente: Infobae

Dejá una respuesta