Deportes Noticias

Cuándo y dónde se jugaría el Superclásico por los octavos de final de la Copa Argentina

River y Boca volverán a verse las caras en un nuevo cruce mano a mano. Será el sexto en el lapso de casi siete años y el número 19 de la historia. Pero por la Copa Argentina, la primera vez. Entonces, hay una gran expectativa, sobre todo de la organización de esta competencia nacional, que “Millonarios” y “Xeneizes” ganaron 3 veces cada uno. Ahora, cuándo y dónde se jugará este partido es lo que se pregunta el mundo futbolero. 

La intención de los organizadores de la Copa Argentina es que el partido se juegue antes de la Copa América, que se disputará del 13 de junio al 10 de julio en Argentina y Colombia. Sin embargo, el calendario de aquí a junio es muy apretado porque en dos semanas arranca la fase de grupos de la Copa Libertadores y se jugará en seis semanas consecutivas, desde el martes 20 de abril hasta el jueves 27 de mayo. En el sorteo de este viernes, River y Boca, como el resto de los equipos argentinos que la juegan, conocerán a sus rivales. 

Como los primeros días de junio los clubes deben ceder a sus jugadores para la Copa América, la primera semana de ese mes está descartada. Boca tendría posiblemente seleccionados a Andrada (Selección Argentina), Zambrano (Perú) y Fabra, Campuzano, Cardona y Villa (Colombia). Mientras que a River se le irían Armani, Montiel (Argentina), Paulo Díaz (Chile), Robert Rojas (Paraguay) y quizás Borré (Colombia).

Entonces, la única semana disponible es la próxima. Y ahí empiezan los juegos de las suspicacias y las especulaciones. Desde Boca se decía hasta hace algunas horas que si el rival no era River, querían jugar los octavos de final de la Copa Argentina antes del inicio de la Libertadores. Y que si el rival era el equipo de Marcelo Gallardo, patearlo para más adelante. Ahora, con las fichas ya puestas, trascendió que le habían preguntado a la organización si se podía jugar la semana que viene. Y que la respuesta fue que primero quieren cerrar las llaves de los 16avos de final.

En River, en tanto, afirman que no tienen problemas con las fechas. Y que lo ideal sería jugarlo en un plazo máximo de dos o tres semanas. Pero, el organigrama de la Copa Libertadores hace caer esa idealización. 

Desde la organización de la Copa Argentina, en tanto aseguran que no dieron lugar a ningún pedido por el momento porque ya de antemano les avisaron a los dirigentes de los dos clubes que la semana que viene había partidos programados de los 16avos. Y que, además, no se llegaría a organizar un partido de esa magnitud en pocos días. “Es imposible que se juegue la semana que viene, no hay chances”, le dijo uno de los popes de la Copa Argentina a Clarín.

La fecha que imaginan es el último fin de semana de mayo. Siempre y cuando ni River ni Boca lleguen a la final de la Copa de la Liga Profesional, programada para el 29 o 30 de ese mes. Entonces, si en esa definición no están ni el equipo de Marcelo Gallardo ni el de Miguel Ángel Russo, podría jugarse o el sábado 29 o el domingo 30. Para ese entonces, ya habrá terminado la fase de grupos de la Copa Libertadores y los jugadores seleccionados todavía van a estar en los clubes. Después, hay fecha FIFA y luego, la Copa América.

Para jugar el Superclásico ese último fin de semana de mayo, en caso de que tanto River como Boca estén eliminados de la Copa de la Liga Profesional, hay otro obstáculo que excede a la organización de la Copa Argentina. Y tendría que ver con una batalla de las señales televisivas. Como la Copa Argentina se transmite por TyC Sports, ESPN y TURNER, propietarios de la Liga local, no verían con buenos ojos que le pongan un Superclásico justo el fin de semana que tienen destinado a la definición del campeonato que esas empresas televisan.

Como se lee, hay demasiadas complicaciones para que River y Boca vuelvan a verse las caras antes de mitad de año. Si no se puede, quedará para después de la Copa América, más hacia fines de agosto, siempre y cuando los dos clubes más grandes del país avancen a los octavos y cuartos de final de la Copa Libertadores, que tienen fecha estipulada entre mediados de julio y la primera quincena del mes siguiente.

¿Y el escenario? Hay tres estadios como alternativas: el Madre de Ciudades de Santiago del Estero, el Mario Alberto Kempes de Córdoba o el Malvinas Argentinas de Mendoza. También está por definirse. Como así también tendrán que esperar a ver cómo siguen las cosas por la pandemia del coronavirus.

Mientras no esté definido el día, la hora y la cancha, seguirán las especulaciones y las suspicacias. Y se terminarán en el momento en que River y Boca estén cara a cara de nuevo sobre el césped para definir una nueva eliminatoria entre ellos, la sexta en casi siete años. 

Mirá también

Mirá también

 

Fuente: Clarín

Dejá una respuesta