Mundo Noticias

En el Consejo de Seguridad, Rusia y EEUU cruzaron acusaciones sobre la guerra en Ucrania

Los jefes de las diplomacias de Rusia y Estados Unidos cruzaron acusaciones al compartir una reunin en el Consejo de Seguridad de la ONU
Los jefes de las diplomacias de Rusia y Estados Unidos cruzaron acusaciones al compartir una reunión en el Consejo de Seguridad de la ONU.

Los jefes de las diplomacias de Rusia y Estados Unidos cruzaron este jueves acusaciones al compartir una reunión en el Consejo de Seguridad de la ONU realizada por la situación en Ucrania.

El secretario de Estado estadounidense, Anthony Blinken, instó a la comunidad internacional a hacer rendir cuentas a Moscú por la guerra, mientras que el canciller ruso, Serguei Lavrov, denunció que las potencias occidentales “han estado cubriendo los crímenes del régimen de Kiev”.

“No podemos dejar al presidente (ruso Vladimir) Putin que se salga con la suya”, declaró el jefe de la diplomacia estadounidense en la reunión a nivel ministerial.

“El orden internacional que aquí tratamos de salvar está siendo destrozado ante nuestros ojos”, dijo Blinken, que denunció la reciente escalada tras el anuncio de la celebración de referendos de anexión en cuatro provincias ucranianas bajo control total o parcial ruso.

“Que el presidente Putin haya decidido esta semana, cuando la mayoría de los dirigentes del mundo están reunidos en la ONU, echar nafta al fuego que encendió demuestra su desprecio total por la Carta de Naciones Unidas”, agregó.

Por su parte, Lavrov rechazó las acusaciones sobre crímenes en Ucrania y pidió que se castigue más bien al gobierno de Kiev apoyado por las potencias occidentales.

El secretario de Estado estadounidense Anthony Blinken
El secretario de Estado estadounidense, Anthony Blinken.

“Estados Unidos y sus aliados, con la connivencia de las organizaciones internacionales de derechos humanos, han estado cubriendo los crímenes del régimen de Kiev”, acusó el funcionario del Kremlin.

“Kiev debe su impunidad a sus socios occidentales”, afirmó el ministro ruso ante sus homólogos, entre ellos el ucraniano Dmytro Kuleba.

El ministro aprovechó la tribuna para lanzar una diatriba contra el “Estado totalitario nazi” de Kiev y la impunidad de Ucrania por sus actos desde 2014.

Lavrov, que no se manifestó en público fuera de la Asamblea General de la ONU, también rechazó de plano el trabajo de la Corte Penal Internacional en la que Rusia, dijo, “no tiene la más mínima confianza”, consignó la agencia de noticias AFP.

La decisión de lanzar la “operación militar especial”, como la califica Moscú, era “inevitable”, concluyó.

Previamente, el secretario general de la ONU, António Guterres, pidió al Consejo de Seguridad investigar el “catálogo de crueldades” perpetrado en las zonas ocupadas de Ucrania.

“Los informes son un catálogo de crueldades: ejecuciones sumarias, violencia sexual, tortura y otros tratos inhumanos y degradantes contar civiles y prisioneros de guerra”, dijo Guterres en la apertura de la reunión.

El hallazgo de las fosas con centenares de muertos, entre ellos niños, encontradas en la ciudad de Izium, que recientemente fue recuperada por las fuerzas ucranianas tras meses bajo control ruso en el este del país, son “sumamente perturbadoras”, dijo Guterres, que resaltó el “impacto inaceptable de esta guerra en los derechos humanos”.

El canciller ruso Serguei Lavrov
El canciller ruso, Serguei Lavrov.

“Todas estas alegaciones deben ser investigadas exhaustivamente para garantizar la rendición de cuentas”, dijo antes de agregar que los culpables deben sentarse en el banquillo de la justicia en “procesos justos e independientes”.

Las víctimas y sus familias tienen derecho a “justicia, resarcimiento y reparación”, manifestó.

“Poner fin a la impunidad a los crímenes internacionales es fundamental”, dijo Guterres que calificó los últimos acontecimientos de “peligrosos y perturbadores”, haciéndose eco de la velada amenaza del presidente ruso Vladimir Putin de recurrir a las armas nucleares.

“La idea de un conflicto nuclear, otrora impensable, se ha convertido en objeto de debate”, lo que “en sí es totalmente inaceptable”.

“Todos los estados con armas nucleares deberían comprometerse a no utilizarlas y a su total eliminación”, instó.

Fuente: Télam

Dejá una respuesta