Noticias Política

La Justicia rechazó la impugnación de la interna y ratifican a Maxi Abad al frente de la UCR bonaerense

El juez federal Alejo Ramos Padilla rechazó este jueves las impugnaciones presentadas por la lista de Gustavo Posse y avaló la actuación de la Junta Electoral de la UCR bonaerense, que por la noche ratificó a Maximiliano Abad como nueve jefe partidario. Fue tras la probación -por 4 a 1- del escrutinio definitivo de la interna realizada el 21 de marzo.

Con todo, el jefe de campaña de Posse, el diputado provincial Walter Caruso, anticipó que volverá a insistir con la impugnación de comicio, por entender que “las actas de muchos de los distritos son digitales y los queremos en papel”. En tanto que el intendente de San Isidro le dijo a Clarín que “mi prioridad es la pandemia, no tengo tiempo de ocuparme de la interna”.

“Haré un llamado a la unidad partidaria”, le dijo el jefe del bloque de diputados provinciales a Clarín, al quedar consagrado como sucesor del ex vicegobernador Daniel salvador. El resultado de la elección partidaria fue ajustado y los cómputos provisorios ya le habían dado al candidato de Avanza Buenos Aires, una ventaja de 3 puntos sobre el intendente de San Isidro, de Protagonismo Radical. Los números finales fueron: 60.234 votos (51,5%) a 56.683 (48,5%).

Gustavo Posse, candidato en la interna en la UCR, vota en San Isidro el 21 de marzo pasado.

Gustavo Posse, candidato en la interna en la UCR, vota en San Isidro el 21 de marzo pasado.

La Junta Electoral, por mayoría, consideró que el resultado era “irreversible”, aunque se revisaran los distritos sobre los que elevaron sospechas de uno y otro lado. Abad recibió el reconocimiento de sus aliados a nivel nacional, Gerardo Morales, Ernesto Sanz y Mario Negri, así como el titular del partido, Alfredo Cornejo.  

Sin embargo, la lista opositora -representada por Posse- llevó al caso a la Justicia Electoral y pidió la intervención de la Junta, argumentando que no se habían presentado las actas de más de 30 municipios que favorecían al oficialismo, por lo que confiaba en dar vuelta el resultado. Otros referentes del sector, Martín Lousteau, Juan Manuel Casella y Federico Storani, se limitaron a argumentar que se trató de “una elección muy pareja”.

Tras el rechazo de la presentación, los apoderados de Posse insistieron en impugnar el resultado y el juez Padilla resolvió “rechazar las pretensiones introducidas en los denominados recursos de apelación”, además de “confirmar las resoluciones adoptadas por la Junta Electoral” del partido, según el fallo al que tuvo acceso este diario.

Finalmente, se confirmaron los datos del escrutinio provisorio y se avanzó en una negociación política para el reparto de los cargos en disputa. La mesa ejecutiva tendría 10 miembros de cada lista, por lo que Abad se quedará con el voto de desempate. En tanto que el oficialismo quedará con 38 convencionales nacionales, contra 35 de la oposición.

Además, habría un reparto salomónico de dos delegados por bando al Comité Nacional. A la cabeza irá la oficialista María Luisa Storani, la hermana “díscola” de Fredi, y Lousteau coló a su delfín Pablo Domenichini, con el indisimulable propósito de pelear la jefatura partidaria en diciembre, cuando Cornejo cumple su mandato. Enfrentaría al jujeño Morales.

Abad es un firme aliado de María Eugenia Vidal dentro de Juntos por el Cambio y así pudo ganarse la jefatura del bloque de diputados. Aunque ahora asegura que “el radicalismo va a tener candidatos propios a gobernador y presidente en 2023”. Con todo, su gran objetivo es sumar al neurocientífico Facundo Manes este año a las listas de diputados, luego de haber respaldado en campaña a su hermano Gastón, electo primer convencional.

Consultado por Clarín, Manes respondió: “Estoy concentrado con otras prioridades. Principalmente, la pandemia, la tragedia educativa y cómo está afecta la salud mental de nuestros hijos y su futuro. Nuestro país necesita un proyecto nacional, que de vuelta la decadencia crónica. Es un espacio qué habrá que construir“.

Mirá también

Mirá también

Fuente: Clarín

Dejá una respuesta