Jazz Noticias

María Graña se retira del tango tras medio siglo de trabajo

El tango es una tentación para todos los artistas. ¿Qué músico argentino no sintió el desafío de dejar su “zona de confort” para animarse a la música ciudadana? Son incontables quienes, con mayor o menor acierto, se “animaron” a tango.

Pero María Graña es un caso a contramano de esa idea. Porque su voz está asociada desde siempre a la música de Buenos Aires, pero decidió dar un giro en su larga carrera de medio para probar nuevos desafíos.

“Me retiro del tango, creo que cumplí una etapa, son 50 años que le dediqué al género y yo decidí en este último tiempo incursionar en el bolero, el folclore y el jazz y me parece que es hora de cambiar, por eso determiné en este momento de mi vida hacer otras cosas”, cuenta la cantante oriunda del barrio porteño de Villa Urquiza.

María Graña 20211123

Graña comenzó a cantar influenciada por su padre, Carlos, que también fue cantante de tangos. “Empecé a estudiar canto desde los 12 años, me preparé muchísimo, tengo muchos años de estudio y muchos años de escenario”, explica. Comenzó a tomar clases de canto con la profesora Elvira Aquilano, quien la acompañó durante 17 años en esa tarea.

En 1970 , Graña se presentó en el concurso organizado por el programa televisivo “Canta el pueblo”, que se emitía por Canal 7, y logró el primer premio con “La canción de Buenos Aires”. Su primer gran trabajo fue sumarse a la Orquesta típica de don Osvaldo Pugliese, con quien trabajó en Michelángelo en 1973 y grabó un tango en 1981, “Y no puedo olvidarte”.

Otra gran oportunidad laboral se la brindó Ben Molar, cuando la convocó para ser parte del disco “Los 14 con el tango” en los que unió a poetas, músicos y pintores. Allí, Graña fue María Carmen Graña –su nombre completo- con el tema “Y nunca más tu amor”, de Francisco Pracánico y Leopoldo Díaz Vélez.

María Graña 20211123
Esteban Morgado y María Graña.

Entre los 70 y los 80 fue figura de los programa televisivos dedicado al tango -“El tango club”, “Grandes valores del tango” conducido por Silvio Soldán y, después, en “La botica del Ángel”, de Eduardo Bergara Leumann, en los 90 a indagar en la obra de Astor Piazzolla junto a Horacio Ferrer, llegó a hacer temporadas en el Armenonville de Francia y en Broadway y también fue parte del espectáculo “Tango Argentino” con el que recorrió el mundo.

La despedida del tango

Para despedirse del tango y de su medio siglo de carrera, Graña organizó un show en el Auditorio de Belgrano con dos presentaciones el 25 y el 27 de noviembre, que contará con la participación de Esteban Morgado Cuarteto, que la acompaña hace diez años e invitados especiales, con los que abordará un repertorio elegido por sus fans, aunque también promete “pequeñas perlitas”.

En cuanto a su vínculo con el guitarrista , la cantante explicó que: “Nosotros nos conocimos cuando empezamos a hacer en 36 Billares un ciclo que en principio íbamos a hacer por tres fines de semana y donde terminamos cumpliendo dos años”.

“Morgado es un gran músico y tenemos mucho ‘feeling’ y trabajamos juntos porque nos sentimos muy bien y podemos pasar tranquilamente horas juntos, porque tenemos un dialogo muy fluido”, completó.

También te puede interesar

Fuente: Perfil

Dejá una respuesta