Noticias Política

Nuevas restricciones por el coronavirus: Daniel Gollan pide que las clases en el conurbano sigan siendo virtuales

El ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Daniel Gollan, aseguró que se deben “profundizar” las medidas para contener los casos de coronavirus y consideró que en el conurbano, con este nivel de contagios, “las clases deberían seguir siendo virtuales”.

Los dichos del funcionario se dan a pocas horas de que venza el DNU del gobierno nacional, que anunciaría el viernes las nuevas restricciones. 

“La cantidad de casos solamente se puede bajar haciendo una restricción de la circulación viral de la mano de la restricción de la circulación de la gente”, planteó el funcionario provincial el miércoles en el programa A Dos Voces, en TN.

Gollan se refirió puntualmente a las nuevas medidas que se impondrán una vez que venza el DNU vigente este el viernes. “Lo importante es que hay un consenso generalizado”, remarcó sin mencionar al gobierno de la Ciudad aunque haciendo referencia a las diferencias que existen con la administración de Horacio Rodríguez Larreta.

“Más allá de las diferencias, hay que tomar una medida más para seguir aplastando esta curva”, aclaró.

“Probablemente haya que volver a un sistema protocolizado, ir a locales de cercanía, con distanciamiento social, pero básicamente planteándole a la gente que hay que evitar ir a los grandes conglomerados donde se juntan muchas personas en espacios físicos reducidos, por más que sean abiertos”, indicó el funcionario.

En esa línea, ratificó la postura de la Provincia de mantener la suspensión de clases presenciales: “Tenemos que mantener de mínima las medidas que venimos tomando y profundizarlas. Las clases en el conurbano deberían seguir siendo virtuales”.

El ministro de Salud del gobierno de Axel Kicillof destacó la urgencia de poner las medidas en práctica. “Se nos está muriendo mucha gente joven por enfermarse”, aseveró.

Gollán aportó un dato alentador, en el contexto de una semana decisiva en la que el Gobierno ya anticipó que endurecerá las restricciones para frenar la segunda ola: “Las medidas que se tomaron comienzan a dar efecto, tenemos un descenso de cuatro días seguidos que nos dice que vamos en el sentido correcto”, aseguró. Aunque advirtió que la curva de contagios “aún es alta”.

En ese sentido, explicó que en el pico del año pasado hubo un 72% de ocupación de camas de terapia intensiva en la provincia de Buenos Aires. “Actualmente tenemos 12 mil casos en promedio. A este nivel de entrada de gente a las terapias intensivas y con los hospitales y clínicas funcionando al límite de sus capacidades, el impacto de las últimas semanas en la ocupación de camas UTI se verá reflejado en los próximos días”, alertó.

En el último informe del Ministerio de Salud de la Nación se reportaron 23.718 casos positivos de coronavirus, de los que 11.057 ocurrieron en territorio bonaerense y 2909 de la Capital. El AMBA continúa siendo la zona más afectada por el virus y el porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva escaló al 76,8%.

JPE

Fuente: Clarín

Dejá una respuesta